jueves, 27 de diciembre de 2007

¿La Navidad? Verá… es que a mí me da igual

Resaca Navideña. La resaca entendida como efecto secundario tras noches de alcohol me interesa, en este caso, bien poco. La resaca marina, esa inercia que te aleja de la orilla hacia el centro del mar. Esa sí me interesa.

Y es que creo que en estas fechas todos nos dejamos arrastrar de una u otra manera por esa resaca. Tanto para criticar como para defender.

Tópicos (en mi modesta opinión) every-where:

“La Navidad es consumismo puro y duro, la celebración de unos grandes almacenes”. Podemos ser obvios y decir que sólo compra el que quiere comprar y que nadie te apunta a la cabeza con una pistola obligándote a ello… pero, efectivamente, esto es demasiado obvio. Seamos un poco más radicales (radical=el que busca la raíz, hoy en día un “Radical” es cualquier cosa menos radical): El consumismo no es malo. De hecho es bueno. Comprando redistribuyo lo que tengo, disfruto de lo que he ganado y otra persona gana dinero, con lo que el ciclo sigue… Otra cosa es sacar de contexto ese consumo y dotar de sentido cuasi metafísico a la compra y a lo comprado. Pero ese no es un problema del sistema, es un problema tuyo.
El concepto de Navidad religioso y fraternal: Resulta irónico como la Iglesia Católica no soporta que se dé una visión diferente de Jesús y sin embargo imágenes de La Sagrada Familia copan los escaparates de grandes almacenes. Todo tipo de personajes bíblicos, evangélicos u/o históricos pululan por las pantallas y dejan mensajes muy poco espirituales.

Ni es tan bueno, ni es tan malo… para un ateo poco militante como yo resultan fechas de vacaciones y, por razones personales, significan un cambio de ciclo.

Hace un par de años mi forma de ver algunas cosas cambió.

Desde aquellos días la Navidad (la Natividad, el Nacimiento, El Renacimiento) implica cambio de ciclo, renacer. Para mí eso es todo. Que no es poco

Felices fiestas.

5 comentarios:

oveja negra dijo...

Navidad, dulce navidad...

Dulces fechas para los niños que siguen creyendo en la magia

Amargas fechas para quien ha perdido a un ser querido

Dulces fechas para reunirse o hablar con gente que hace tiempo que no ves

Amargas fechas para quien revive años tras año peleas familiares y malos rollos.

Dulces fechas para quien se marcha a conocer nuevos parajes

Amargas fechas para quien se queda en casa esperando que el tiempo pase deprisa.

En fin la lista seria interminable igual que los propositos de año nuevo.

Navidad, dulce navidad...

Fidelio dijo...

... jo Oveja Negra ... me dejas, como casi siempre, sin palabras..

Dulces fechas para compartir Berlín contigo ...

Fabricio Carlos dijo...

Olá, estava garimpando blos pela net e vi o teu texto. Gostei muito. E ver o que voce escrever como um ciclo eu concordo, apesar de que nem sempre precisamos das datas 'convencionais' para mudar. Abraços...
www.variacaodomesmotema.blogspot.com

Cinephilus dijo...

solo vengo a protestar por su alusión a La muerte en Venecia en mi blog... sí, esa, donde cambia el sustantivo muerte por otro de dudoso gusto...
tendrá usted que proporcionarme una agradable velada de debate filosófico-cultural-vitas y copas que me haga perdonar tamaña injuria...

y actualiceeeeeeeeeeeeee :-)

besos desde la frialdad veneciana de un ya no tan adolescente Tadzio

Andrea dijo...

Crees en la realidad inconexa?.
Las relaciones no estan ahí, las buscamos nosotros, y somos nosotros quién finalmente decidimos dar ese paso hacia delante o poner la mirada en el culo de esa niña tan bonita que se llama felicidad..
Y lo hacemos cuando queremos, cuadno nos da la puta gana.., por mucho que Isidoro alvarez y patrocinios similares nos intenten vender el negocio del gran hermano mundial..
Y tantas reuniones, tantos desquites, nos ayudan si estamos entre la gente que queremos y que nos hacen sentir más nosotros mismos.., pero esto no siempre es así... Así, que para no hacer muy largo este pequeño comentario, os digo la receta para el nuevo año.., al menos la mia.

Me gusta la alegría.
Me gusta mi novia.
Me gusta la botella medio llena ( y si es cerveza mucho más..)
Me gusta La nieta del senor Linh
Me gusta ser feliz.
Me gusta querer a mis amigos
Me gusta hacer el amor con mi novia.
Me gusta la WI
Me gusta escribir.
Me gusta leer, pensar y hablar ( y por este orden).
Me gusta entrar en este blog.

Un amigo que te vera pronto deslizandote por la nieve.